miércoles, 9 de septiembre de 2015

Senderismo y deportes al aire libre en Aragón

Disfruta del senderismo en Aragón

Rutas a pie por algunos de los paisajes más bellos del Norte de España siempre disfrutando del “arte” de caminar a través de la riqueza natural de Aragón. Ordesa, el valle de Arán o Benasque son algunas de las visitas obligadas que podremos realizar.

Los amantes del turismo rural, del turismo de montaña, los deportes al aire libre, el esquí o simplemente los viajeros que quieren pasar unos días en pleno corazón del Pirineo podrán tomar como punto base de partida y descanso de rutas de senderismo el Hotel Los Nogales en Campo, Huesca un alojamiento magníficamente situado y enmarcado por un paisaje de montañas que se abre en forma de llanada hacia el Valle de Bardají coronado por el Turbón y que resulta  ideal para descansar tras una jornada de turismo de aventura en la montaña; alojamiento donde si lo deseamos, nos organizarán nuestra estancia con actividades y excursiones en función del tiempo de vacaciones o la edad de los viajeros sin más preocupaciones que disfrutar de nuestras vacaciones.

Tomando como punto de partida este hotel podremos visitar los parques nacionales de Ordesa o Aigüestortes, el parque natural de Posets-Maladeta, el valle de Arán, el valle de Benasque, el santuario de Torreciudad o la catedral de Roda. Cualquier de estas rutas tiene diferentes posibilidades para el que busca “algo más que senderismo” como para las familias que quieren pasar sus días de vacaciones disfrutando del aire libre en plena naturaleza.

Sería imposible recomendar sólo una de las rutas de senderismo o caminos a pie que pueden realizarse desde la zona. En función de los días de permanencia podríamos conocer junto al Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido uno de los valles más bellos de todo el Pirineo, el valle de Bujaruelo. El mismo en el que se inicia la ruta de la travesía de Ordiso. Se trata de una excursión de dificultad media y con una duración variable en función del punto de destino pero que combina amplios valles, cascadas, y excelentes paisajes naturales para dejar sin aliento a más de uno y no por el esfuerzo de caminar kilómetros sino por la belleza inigualable de las zonas verdes naturales que recorreremos. Otra de las rutas más llamativas es la conocida como Ruta de la cola de caballo, también ubicada en el corazón de Ordesa y Monte Perdido, con una duración aproximada de unas tres horas con senderos fácilmente realizables en familia. Otra opción es la Ruta del Forau de Aigualluts que nos premiará con impresionantes vistas al glaciar del Aneto.

Recomendable es la visita a Cerler, puesto que es el pueblo más alto de todo el Valle de Benasque o una jornada en el Parque Natural Posets Maradeta  un lugar perfecto para disfrutar de la auténtica luz y esplendor de los Pirineos con glaciares, cascadas, vegetación, y las cumbres escarpadas que forman un conjunto natural que maravilla al que lo visita.

Pero seguro que muchos no queréis sólo caminar y buscáis algo más. Estáis de suerte, en el hotel además de todas las comodidades y servicios para sí lo deseamos incluso no salir en una jornada, podemos complementar nuestro descanso con otras actividades que dependerán de la estación del año en la que nos encontremos disfrutando de nuestras vacaciones; en invierno, los amantes de los deportes de invierno disponen de  la estación de esquí de Cerler  y en verano, el río Ésera, en cuyas orillas se asienta el pueblo, es un marco extraordinario para la pesca, el piragüismo, paseos a caballo, el rafting o el kayak.

Además quién no tiene hambre en sus vacaciones y más aún cuando realizamos una jornada de senderismo al aire libre. Para saciar vuestro apetito lo mejor que podemos hacer es dejarnos llevar por la gastronomía de la zona y por algunos de los célebres  restaurantes donde, además de comida más innovadora, se siguen sirviendo tradicionales recetas con base en las truchas de sus ríos o la carne de caza.

Y ya por último y a título personal permitirme recomendaros una visita un “tanto especial” en el pueblo de Campo se trata del Museo de Juegos tradicionales que cuenta con una colección de juguetes, con la particularidad de que podemos tocar y jugar con muchos de ellos. En su mayoría son juegos de la zona de Huesca, y sus distintas variantes a lo largo de todo el país. Veremos bolos, pesos, juegos de la llave, instrumentos musicales … Recomendada la visita guiada ya que el guía nos enseñará cómo se usan los distintos juguetes, como influían en la sociedad de la época y nos retará a probarlo.


Así que ya sabéis los amantes de la montaña tienen en esta zona de Huesca una de las mejores opciones para poder disfrutar de la alta montaña, valles profundos, paisajes maravillosos y ríos de montaña que no dejan indiferentes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.